¿Para qué sirve y cómo funciona un invernadero familiar?

¿Para qué sirve un invernadero?
¿Para qué sirve y cómo funciona un invernadero familiar?
5 (100%) 1 voto[s]

En el presente artículo hablaremos de ¿para qué sirve? y de ¿cómo funciona? un invernadero familiar. Como adelanto, debes saber que el mismo está destinado a aumentar la calidad de vida de tus plantas, mejorando su floración y maximizando la producción de las mismas.


Por lo dicho, si cuentas con el espacio necesario para construir uno, la recomendación es que lo hagas y reconozcas todos sus beneficios.

El funcionamiento de un invernadero debe ser pensado en relación a la necesidad que tiene toda planta de recibir energía solar. Si bien las plantas que no están al interior de un invernadero también reciben este tipo de energía, las que sí se encuentran alojadas allí lo hacen con un nivel de optimización de la misma mucho mayor.

¿Qué significa esto? Que el invernadero permite receptar durante el día esa energía y que la misma quede atrapa allí adentro. A esto se lo conoce comúnmente como Efecto invernadero.

Cómo funciona un invernadero familiar y para qué sirve

Como el invernadero es un lugar cerrado (no por completo, siempre tiene una ventana) el calor permanece durante toda la noche allí adentro protegiendo a las plantas de una helada fuerte o un rocío nocivo.

En ese sentido, el invernadero sirve para contrarrestar inclemencias temporales que puedan atentar contra la vida de tus plantas.

Beneficios de un invernadero

Como dijéramos recién, los invernaderos son utilizados para cultivar plantas, tanto aquellas que puedan ser puramente ornamentales como las que pretendan colaborar en la calidad de nuestra dieta.

Los beneficios de un invernadero estarán signados entonces por la mejora que generan en las plantas de su interior, creando las condiciones necesarias para una floración óptima.

A grandes rasgos, esos beneficios de los que hablamos pueden resumirse así:

  • El control de plagas al interior de un invernadero es mucho mejor.
  • Un invernadero nos permite regular mejor la temperatura a la que se exponen las plantas.
  • El invernadero permite regular los niveles de agua así como también la distribución espacio-temporal de la misma.
  • Prioriza la salud general de las plantas.
  • Ayuda a maximizar la producción.

Pues bien,  los beneficios de un invernadero resultan entonces variados, abonando a la posibilidad de construir uno si cuentas con el espacio necesario para hacerlo.

Conclusión

Si bien no es imposible construir un invernadero y mucho menos mantenerlo, vale decir que resulta una tarea compleja que requiere de enorme dedicación.

El cuidado de las plantas al interior de un sistema como el que mencionamos es mucho más intensivo y requiere de conocimientos concretos en la materia. ¿Te animas al desafío?