Todo lo que tienes que saber sobre los generadores eléctricos

Generador Eléctrico Portatil
Califica este artículo

Es posible que en más de una ocasión hayas escuchado hablar de los generadores eléctricos. Ahora bien, ¿sabes qué son y cómo funcionan?


En el mundo de la electrónica, un generador es un artefacto capaz de generar energía eléctrica. Se trata de un objeto muy útil que puede sacarte de un aprieto si te encuentras en un panorama en el que la conexión eléctrica brilla por su ausencia.

Si estás interesado en adquirir uno de estos artilugios, aquí te presentamos una información muy útil que no te puedes perder.

Todo lo que tienes que saber sobre los generadores eléctricos

 

¿Para qué sirve un generador eléctrico?

Durante los últimos años, los cortes de energía nos han permitido darnos cuenta del papel esencial que ha ganado la electricidad en el desarrollo de nuestra vida, a tal punto de que muchas personas se han abocado a encontrar una solución al asunto.

La respuesta ha llegado de la mano de los generadores eléctricos, unos eficientes y prácticos objetos que se encargan de servir como fuente de energía alternativa para que no tengamos que encender velas o desperdiciar la comida.

 

¿En qué consiste su mecanismo?

Etimológicamente hablando, la palabra “generador” deriva del latín y significa “creador”. Si bien la terminología nos hace pensar en que se trata de un productor de energía, lo cierto es que la misma se halla presente en la naturaleza de forma natural. Lo que necesita entonces es un intermediario que la prepare para ser utilizada.

Esta idea se comprende más cabalmente si tenemos en cuenta que la energía no puede crearse ni destruirse, sino más bien, transformarse; por lo que requiere de una fuente de combustible.

 

Energía mecánica : La fuente de alimentación

Como lo hemos mencionado, los generadores eléctricos necesitan de una fuente de combustible para producir energía, y esta fuente sólo puede hallarse en la energía mecánica.

Este tipo de energía puede convertirse, por un lado, mediante las famosas fuentes primarias, como lo son la energía química, nuclear o térmica; o bien, por otro lado, a partir del empleo de recursos no renovables, como el Sol, el viento o los saltos de agua.

 

Generadores eléctricos fijos

Existen dos clases de generadores eléctricos recomendados para el uso doméstico. Uno de ellos es el generador fijo, un artefacto que se encuentra conectado de manera permanente al cableado del hogar y que además se articula a una fuente de combustible, que puede ser una línea de gas natural o un tanque de diésel.

Estos equipos son ligeramente costosos ya que requieren de la instalación profesional de un interruptor de transferencia y de un conducto de combustible. No obstante, son capaces de proveer energía mientras presenten una reserva de alimentación disponible.

Generadores eléctricos portátiles
Generadores eléctricos portátiles

 

Generadores eléctricos portátiles

Los generadores de tipo portátil son ideales para cumplir con un uso de carácter temporario, ya que sirven para brindar energía a determinados electrodomésticos a través de cables de extensión, en lugar de auxiliar a toda la casa.

Si bien cuentan con la ventaja de ser mucho más económicos que los generadores fijos –debido a que no requieren la presencia de un profesional para ser instalados- estos equipos plantean la desventaja de requerir un rellenado de combustible constante.

Sea cual fuere el precio que estés dispuesto a pagar, un generador eléctrico puede ser tu mejor solución para aquellas noches de verano sin suministro eléctrico.